Memorias del vacío (I): el solar junto a la Estación de Cádiz

Solar junto a la Estación de Cádiz

En Nervión al día iniciamos una serie de reportajes sobre esos descampados que pueblan el distrito. Solares para los que se hicieron muchos planes, con historias que abarcan décadas, pero que siguen siendo un ejemplo de dejadez. Son las memorias del vacío de Nervión.

publicidad

El solar del que hablamos hoy tiene más de 6.100 metros cuadrados y está junto a la antigua Estación de Cádiz, hoy en parte usada para reubicar el Mercado de la Puerta de la Carne, pero en su mayor parte abandonada y ruinosa. Este solar, que a menudo sirve de aparcamiento para los vecinos de la zona, lleva vacío prácticamente desde siempre, desde que se abandonara la Estación de Cádiz tras la aparición en escena de la moderna Santa Justa.

En los inicios aquel solar acogía un edificio de apoyo a la estación, que tenía planta rectangular y que se instalaba en la parte del descampado que daba a las vías del tren, es decir, a Juan Mata Carriazo. En la parte trasera, unas pasarelas elevadas llevaban a buen término las vías secundarias del tren a través de dos pequeños puentecillos que llevaban a ninguna parte.

Desde que se tirara ese edificio y las pasarelas de las vías de cara a la Expo de 1992, cuando las vías dejaron paso a la avenida y se eliminaron los puentes que atravesaban Luis Montoto y Enramadilla, el solar ha estado sin uso. Con el tiempo los vecinos lo han adaptado como aparcamiento improvisado sobre albero, y así ha seguido.

Edificio a la izquierda en el actual solar.

Tras la entrega de las instalaciones de la Estación de Cádiz por ADIF al Ayuntamiento de Sevilla durante el mandato de Soledad Becerril, se pensó en un plan conjunto para solar y estación. Pero había un problema: el solar del que hablamos no pertenece a ADIF sino a la Junta de Andalucía, poseedora aún del terreno. Tras adjudicar las obras para hacer un gran aparcamiento, convertir la estación en mercado y reurbanizar la zona a la empresa Sando en junio de 2008, 17 meses después el Ayuntamiento, entonces regido por Alfredo Sánchez Monteseirín, decidió extinguir el contrato. Tras ese tiempo, la constructora no había entregado los proyectos de ejecución de las obras. Sando, por su parte, esgrimió que aún estaban esperando que trasladaran los puestos del mercado provisional de la estación para poder comenzar con los trabajos de rehabilitación.

Aspecto de la zona a finales de los 80, con lo que hoy es el solar en primer plano.

Tras el ascenso de Juan Ignacio Zoido a la alcaldía, se planteó para esta zona un proyecto en el que se restaurar el edificio colindante para convertirlo en el mercado fijo de los comerciantes de Puerta de la Carne. Tampoco se hizo. Respecto a los terrenos del solar, seguían en posesión de la Junta, por lo que poco podían hacer. Además, la Junta de Andalucía no tenía planes para el terreno.

Hoy, el solar es un improvisado aparcamiento lleno de botellas y basura en el que las tardes de los fines de semana se hace botellón con la música a tope saliendo de los maleteros abiertos de los coches. A pesar de que uno de los lados del descampado está vallado y se promocionan en un cartel viviendas de alquiler a buen precio, nada se sabe. El solar, de más de 6.000 metros cuadrados, sigue esperando un plan definitivo, al igual que la vecina estación.

Miguel Pérez Martín

publicidad

Compartir:

Otras noticias

Comer en Nervión